montar un caballo

0 views
|

El caballo reaccionó de inmediato a mi toque y comenzó a tragar y olfatear. No se sentó allí con toda su longitud, pero eso fue lógico. Mi coño no era tan profundo. en un momento él comenzó a enojarse más y más rápido y pensé que iba a venir. Ya estaba equivocado ahora. El caballo se volvió más rápido, con un poco más fuerte, podría abrir el cuello uterino, y tenía ganas de hacerlo. Noté esto inmediatamente y le ayudé una mano. Me preparé y estiré mis manos hasta que llegué a un tubo de metal desde el pórtico. Le di el gas al caballo, y reaccionó y fue aún más fuerte. No sabía cómo me había dado y lo que tenía que ver con mi matriz de inmediato, ni con su polla de semental gorda en ella y luego rociara todo mi útero. Puedo decirte: mi esperanza no era infundada porque, unos segundos más tarde, cargó su polla hacia adelante mientras empujaba mi coño hacia atrás e inmediatamente se adentró 10 cm más en mi coño, hasta el borde de mi vientre. golpeó y envió su bolsillo golpeaba contra mi clítoris, y de repente el caballo resopló ruidosamente, y el siguiente momento fue indescriptible. Chorreó su carga de esperma con fuerza contra mi útero y se llenó mi útero. Ya sabes, el útero tiene aproximadamente el tamaño de una pera grande y, por lo tanto, se llena rápidamente. Después de menos de 20 segundos, estaba lleno a reventar y el semental debe rociar.